jueves, 17 de marzo de 2011

Trucos de Habilidad (Skill Tricks)

El artículo de hoy es una traducción de un fragmento del libro Complete Scoundrel (algo así como El Bribón Completo), en el que se definen unas reglas para dar un uso diferente y divertido a los puntos de habilidad.

Los trucos de habilidad son una nueva forma de personalizar a tu personaje bribón, permitiéndole realizar efectos dignos del cine como balancearse a través de un abismo colgando de un látigo, saltar de un caballo de guerra mientras empuñas una espada, saltar y correr por un muro, y otras acciones similares tan populares en las películas pero hasta ahora no soportadas oficialmente en las reglas de D&D. Como estos requieren el gasto de puntos de habilidad, los trucos de habilidad atraerán más fuertemente a aquellos miembros de clases que se centran en las habilidades.
Los cuatro tipos de trucos de habilidad son de interacción, manipulación, mentales y de movimiento. Cada tipo se centra en un subconjunto distinto de habilidades. Mientras que cualquier personaje puede aprender cualquier tipo de truco, los miembros de ciertas clases serán más afines a cierto tipo de trucos (ya sea por la lista de habilidades de clase, las áreas de maestría del personaje, o ambas).
Interacción: Estos trucos de habilidad influencian la interacción social entre PJs y PNJs. Se basan en habilidades que se usan en ese tipo de situaciones como Averiguar Intenciones, Diplomacia o Engañar. Los bardos son los maestros más comunes en estos trucos de habilidad, pero cualquier personaje que confíe en la interacción social para lograr sus objetivos —como los valientes paladines o los revoltosos hechiceros— puede beneficiarse de ellas.
Manipulación: Un truco de habilidad de manipulación depende de la destreza manual del personaje para realizar algún tipo de prestidigitación. Este tipo de trucos usan habilidades que emplean talentos similares, como Inutilizar Mecanismo, Abrir Cerraduras y Juego de Manos. Los pícaros y los ninjas suelen tener algunos de estos trucos en sus repertorios.
Mental: Estos trucos miden la mente y los sentios de un personaje contra un oponente. Los trucos mentales se centran en habilidades como Concentración, Saber y Avistar. Como esta categoría tiene un amplio espectro de habilidades, muchos tipos de personaje podrán beneficiarse de ellos.
Movimiento: Como su nombre indica, los trucos de movimiento incluyen típicamente el movimiento físico del personaje de un lugar a otro. Usan habilidades que intervienen en el movimiento, como Equilibrio, Moverse Sigilosamente, Piruetas y Saltar. Los monjes, bárbaros y batidores son los que más suelen aprender estos trucos, pero cualquier personaje que busque huecos libres en el campo de batalla encontrará algo de lo que beneficiarse en esta categoría.

Aprender Trucos de Habilidad

Aprender un truco de habilidad cuesta 2 puntos de habilidad. En cualquier momento en el que ganes puntos de habilidad, puedes elegir gastar estos puntos para adquirir un truco de habilidad en lugar de comprar rangos en habilidades.
Puedes aprender cualquier truco de habilidad mientras cumplas los prerrequisitos y puedas permitirte gastar 2 puntos de habilidad. Si más tarde dejaras de cumplir los prerrequisitos para un truco de habilidad, no podrás usarla hasta que cualifiques de nuevo.
No puedes aprender más de un truco de habilidad en cada nivel, y tu número total de trucos de habilidad no puede exceder tu nivel de personaje (redondeado hacia arriba). Algunas dotes y clases de prestigio permiten a los personajes exceder estos límites. Si usas las reglas de reentrenamiento del Manual del Jugador II, puedes escoger olvidar cualquier truco de habilidad cuando obtengas un nuevo nivel, asignando los puntos de habilidad recuperados donde desees (ya sea comprando rangos de habilidad o aprendiendo un truco de habilidad diferente).
Puedes aprender un truco de habilidad una sola vez; o lo sabes o no lo sabes.

Usar Trucos de Habilidad

Los trucos de habilidad son maniobras especiales, y por tanto no puedes usarlas con toda la frecuencia que quieras. A no ser que se especifique lo contrario, un truco de habilidad sólo puede ser utilizado una vez por encuentro (o una vez por minuto, para escenas que no incluyan combate u otro conflicto). Esta restricción las separa de las dotes y las aptitudes de clase, que suelen poder repetirse con frecuencia.
Normalmente, llevar a cabo un truco de habilidad es parte de una acción o una acción en sí misma. Cada descripción del truco de habilidad especifica qué tipo de acción, si la hay, se requiere.
Un truco de habilidad suele requerir una prueba de habilidad con éxito para llevarse a cabo, o se apoya en una prueba de habilidad que ya estés realizando. Por ejemplo, el truco de habilidad Brinco extremo funciona sólo si ya has tenido éxito en una prueba de Saltar con CD 20 (o CD 10 en un salto a la carrera) para realizar un salto en horizontal; no requiere una prueba de Saltar por separado. Las excepciones a esta regla general se detallan en la descripción de cada truco.
Usar un truco de habilidad no provoca ataques de oportunidad a no ser que en su descripción lo afirme específicamente (o que forme parte de una acción que sí la provoque normalmente, como salir de una casilla amenazada por un enemigo).

Aquí adjunto la tabla de los trucos de habilidad traducida al español. Por razones de espacio, los rangos en los prerrequisitos están abreviados a r. o rs. Si alguna les interesa ya saben dónde encontrar las descripciones.

Tabla 3-2 en Español (Complete Scoundrel)


El próximo artículo será sobre las Dotes de Suerte (Luck Feats), también contenido del Complete Scoundrel. ¡Hasta la próxima!