viernes, 18 de marzo de 2011

Dotes de Suerte

Muchos bribones piensan que son muy listos, sobreviviendo por su ingenio y escapando de ser capturados gracias a su maestría en habilidades y aptitudes. Aunque, con mucha frecuencia, los bribones sobreviven simplemente por pura suerte. Las dotes de suerte presentadas aquí ponen el poder de la suerte (buena o mala) en las manos de los personajes.
Las dotes de suerte no mejoran tus aptitudes directamente ni añaden nuevas mejoras a tu repertorio. Cuando seleccionas una dote de suerte, ganas acceso a un tipo específico de efecto de suerte (normalmente, el repetir una tirada) que te ayuda a mantenerte vivo o a asegurarte el éxito. Cada dote de suerte adicional te da otro efecto de suerte específico que puede ayudarte a ganar incluso cuando los dados indican que debes haber perdido, además de darte otra tirada de suerte diaria adicional.
Aunque tú como jugador decides cuándo usar una dote de suerte, en el mundo del juego un resultado afortunado casi nunca ocurre conscientemente. En lugar de eso, una tirada de suerte representa un hecho fortuito, como que un gigante de fuego pierda el agarre de su arma, que un charco en el suelo te haga resbalar y así evitar un flechazo, o un poco de óxido en una cerradura que evite que esta se haya cerrado completamente —haciéndola más fácil de abrir.


La mecánica de la Suerte


Cuando escoges una dote de suerte, ganas acceso a una tirada de suerte similar al poder concedido por el dominio de Suerte. A diferencia de ese poder, cada dote de suerte especifica qué tipo de tiradas pueden repetirse. Por ejemplo, Fortuna Mágica te permite volver a tirar el daño hecho por un conjuro arcano que acabes de lanzar.
Normalmente, una dote de suerte te da una tirada de suerte al día, pero las tiradas de suerte pueden usarse para cualquier dote de suerte que tengas. Por ejemplo, si tienes Fortuna Mágica y Comienzo Afortunado, ganas dos tiradas de suerte al día. Puedes usar cada una de ellas para repetir la tirada de daño con el conjuro arcano o para volver a tirar una prueba de iniciativa.
Gastar una tirada de suerte para usar una dote de suerte es una acción rápida o una inmediata, especificada en la descripción de la dote. Incluso si de alguna manera pudieras usar más de una acción rápida o inmediata por asalto, no puedes gastar tiradas de suerte más de una vez para afectar al mismo evento.
A no ser que se especifique de otra manera, debes decidir realizar una tirada de suerte tras haber hecho la tirada original, pero antes de que se declare si has acertado o fallado. Debes escoger el resultado de la tirada repetida, incluso si es peor que la tirada original.
Otras dotes de suerte te permiten usar tiradas de suerte para cambiar el destino de otra forma que no sea simplemente volver a tirar los dados.

Como en la entrada anterior, dejo aquí la tabla con el resumen de las dotes de suerte. Si quieren la descripción detallada ya saben dónde encontrarla.

Tabla 3-1 en Español (Complete Scoundrel)

¡Hasta la próxima!